Cruceros fluviales más recomendados Google+
Email: info@crucerosfluviales.es
Solicitar presupuesto personalizado

Nilo (Egipto)

Tweet
Vea los Cruceros de este RioAmpliar Mapa

El Nilo (en árabe, Nahr an-Nil o Bahr an-Nil), río que discurre por el cuadrante nororiental de África. Es el curso fluvial de mayor longitud del mundo. Recorre una distancia de 5.584 km, generalmente en sentido norte, desde el Lago Victoria, en África centro-oriental, hasta el Mar Mediterráneo, atravesando Uganda, Sudán y Egipto. Desde su más remoto nacimiento en el río Luvironza, que discurre por Burundi, su longitud total es de 6.695 km. Su cuenca ocupa un área de aproximadamente 3.350.000 km2. Su caudal medio es de 3,1 millones de litros por segundo.

El río Luvironza, localizado en territorio burundés, es uno de los brazos superiores del río Kagera, que discurre por el extremo noroeste de Tanzania actuando como frontera natural entre este país y Ruanda; el Kagera se dirige hacia el norte y después gira en sentido este para conformar la frontera entre Tanzania y Uganda hasta desembocar en el lago Victoria, a una altitud de 1134 m.

El Nilo surge del lago Victoria por el lugar donde se encuentran las cataratas Ripon, actualmente sumergidas, y recorre, entre paredes rocosas, sobre rápidos y cataratas, 483 km, primero en dirección noroeste y, más tarde, oeste hasta el Lago Alberto. El tramo comprendido entre los dos lagos se denomina Nilo Victoria. El río abandona el Lago Alberto por la parte norte del mismo, ahora con el nombre de Nilo Alberto, y fluye a través del norte de Uganda, para convertirse en el Baḩr al-Jabal al alcanzar la frontera con Sudán.

Cuando confluye con éste el Bahr al-Ghazal (río de las gacelas), se forma el Bahr al-Abyad o Nilo Blanco. Varios afluentes discurren por la región del Bahr al-Ghazal. En Jartum, el Nilo Blanco recibe las aguas del Nilo Azul o Bahr al-Azraq. Los nombres de Blanco y Azul provienen del color de las aguas en los respectivos tramos.

El Nilo Azul, de 1.529 km de longitud, debe su caudal de agua principalmente al lago Tana, en las tierras altas de Etiopía, donde se le conoce con el nombre de Abbai. Desde Jartum, la capital de Sudán, el Nilo fluye en dirección noreste durante 322 km, hasta que se le une el Nahr ‘Aţabarah (también denominado Atbara o Atabarah). Los sedimentos que transporta este río son los que se depositan en el Delta del Nilo, proporcionándole la fertilidad que le caracteriza. Desde la confluencia con el Aţabarah, y a través del Desierto de Nubia, el río forma dos grandes curvas. Aguas abajo de Jartum la navegación se hace peligrosa debido a la presencia de cataratas, la primera de ellas situada al norte de Jartum y la última cerca de Asuán. El Nilo desemboca en el Mar Mediterráneo formando un delta que divide el río en dos ramales, el de Rosetta y el de Damietta.

La primera presa sobre el río Nilo, la de Asuán, se construyó en 1902 y se amplió en 1936. La segunda presa de Asuán, de dimensiones mucho mayores, creó en 1971 el embalse más grande del mundo, el Lago Nasser. Una consecuencia negativa provocada por la construcción de la presa ha sido la reducción del volumen de sedimentos que fluyen hacia el bajo Nilo, de los que depende la fertilidad del área.

Después de la I Guerra Mundial se construyó en el Nilo Azul, al sur de Jartum, la presa de Makwar, llamada actualmente presa de Sennar, con el fin de abastecer de agua a las plantaciones de algodón de Sudán. En Jabal Awliya, sobre el Nilo Blanco, al sur de Jartum, se construyó otra presa en 1937. En Egipto, el curso bajo del río se ha convertido en un importante destino turístico debido a la existencia de importantes monumentos del Antiguo Egipto.

Junto con el Tigris, el Éufrates y el Indo, el curso bajo del río Nilo ha sido la cuna de una de las primeras civilizaciones del mundo. Su desbordamiento creó las fértiles llanuras de las que dependían los habitantes del antiguo Egipto. Además, se convirtió en la principal vía comercial y de comunicaciones, así como en el centro de la vida espiritual de la época.

Entre los exploradores occidentales más notables del río se encuentran los británicos John Hanning Speke, que consiguió llegar hasta el lago Victoria en 1858 y a las cataratas Ripon en 1862, y Samuel White Baker, que divisó el lago Alberto en 1864. Por su parte, el alemán Georg August Schweinfurth exploró entre 1868 y 1871 los afluentes occidentales del Nilo Blanco, mientras que el estadounidense de origen inglés, Henry Morton Stanley, navegó por el lago Victoria en 1875 y en 1889 descubrió el río Semliki, alcanzando el lago Eduardo y la cordillera Ruwenzori.

En el contexto del denominado reparto de África, a finales del siglo XIX las potencias europeas se hicieron con el control sobre la mayor parte del territorio perteneciente a la cuenca del Nilo. Gran Bretaña estableció su hegemonía en Egipto, Sudán, Uganda y Kenia; Alemania pasó a controlar lo que en la actualidad son Tanzania, Ruanda y Burundi; y Bélgica se apoderó de lo que hoy día es la República Democrática del Congo (antiguo Zaire). Tras la I Guerra Mundial (1914-1918), el territorio colonial alemán fue repartido entre Gran Bretaña (que se hizo con Tanzania) y Bélgica (que recibió Ruanda y Burundi). Etiopía, por su parte, se mantuvo como una nación independiente. El poder europeo en Egipto y Sudán concluyó, respectivamente, a finales de la década de 1950 y a comienzos de la de 1960. En 1959 el denominado Acuerdo de Aguas del Nilo vino a resolver una disputa internacional relativa a la necesidad de una división equitativa de las aguas del río entre los países de la región.

 

Conoce Europa a través de un crucero fluvial con el especialista en cruceros fluviales, te ofrecemos las mejores ofertas, viaja por los ríos más importantes de Europa y del mundo.
C/ Ricardo Ortiz, 14 - 28017 Madrid. C.I.C.MA 1230 - (0034) 91 309 5131 info@crucerosfluviales.es - © Todos los derechos reservados Crucemar 2010 - Google+

 © Con la tecnología y diseño de Santiso Asesores: Diseño Web - SEO Posicionamiento - Redes Sociales (SMO)